Las tiendas en línea van en crecimiento, ¿Sabes cómo administrarla?

En los últimos años, la popularidad de los comercios en línea ha crecido como la espuma. En México, aunque iniciaron con muy poca fuerza, han evolucionado respecto a su eficiencia, la calidad y variedad de sus productos, y por supuesto, la atención al cliente que ofrecen a través de este canal, atrayendo a sus públicos en algunos casos, con mayor demanda que las tiendas físicas. 

Por suerte, la industria de la moda textil no se ha quedado atrás en esta evolución, y se ha adaptado a las necesidades de las nuevas generaciones. Para los emprendedores, incursionar en un negocio de este tipo lleva consigo un gran reto y responsabilidad, sin embargo, con una buena administración, es posible que el negocio prospere exitosamente. Si quieres emprender en este ámbito, te compartimos los siguientes consejos para lograr una buena administración:

  1. Llevar un control de inventario: Sabemos que las prendas cambian al mismo tiempo que cada una de las temporadas del año, por lo tanto, tu tienda deberá mantener actualizadas sus prendas y cambiar justo a la par de estas tendencias. También debes saber identificar aquellas que tienen un éxito mayor al resto para anticiparte al momento en el que se agoten, y reabastecerte de esas piezas; esta es la forma en la que llevar un control actualizado del inventario te permitirá ofrecer una mejor atención al cliente.
  1. Contar con un Conector ERP: La herramienta del conector ERP te permitirá realizar una sincronización automática de la tienda en línea y tu sistema de administración físico, de esta manera, podrás gestionar todos tus datos desde un mismo portal o lugar. El sistema ERP es una herramienta de gran ayuda para mantener los datos del negocio actualizados, por ejemplo, qué prendas y en qué tallas están aún a la venta y en qué cantidad, sus precios, ofertas, variantes de color disponibles, etc.
  1. Categoriza bien tus prendas: Una manera fácil de categorizar tus prendas es contar con un sistema de codificación y gestión de cada una de ellas, para que desde el momento en que llegan al almacén, puedan ser fácilmente localizables, y permanezcan así al llevarlas a stock. El etiquetado de tus prendas es esencial en una boutique online. Realizar un buen etiquetado no solo te permite a ti identificar cuáles son tus productos disponibles en stock, sino que facilita la búsqueda de tus clientes.
  1. Contar con un sistema de cobro electrónico: Las cajas registradoras y métodos antiguos han quedado totalmente en el pasado. Una terminal punto de venta te será de gran ayuda para personalizar tus recibos de compra y realizar devoluciones de mercancía en caso de ser necesario, sin el mayor esfuerzo. Al permitir escanear códigos de barra especiales para cada prenda de tu boutique en línea facilita el control de tu inventario.
  1. Consulta todas tus posibilidades: Quizá las circunstancias de tu día a día no te permiten gestionar una tienda física al cien por ciento y por ello, has decidido emprender en el mundo del comercio online. Sin embargo, es importante que te plantees lo siguiente: para tener éxito, ¿qué debo ofrecer y cómo ofrecerlo?

La efectividad de tu tienda será mayor si consideras todas tus opciones respecto a precios, entregas, prendas, e incluso, proveedores. De esta manera sabrás qué estrategia de mercadeo funciona mejor para ti y tus clientes, y conocerás si te es posible abrir una nueva sucursal, ya sea física u online con las mismas características de venta.

A pesar de que al principio implementar los puntos anteriores puede parecer complicado, la satisfacción de tener un negocio activo y exitoso sobrepasará por mucho cada dificultad que se te presente. No te desanimes y sigue todos estos consejos para adaptar tu tienda online de la mejor manera.